jueves, 26 de abril de 2018

La grabada de la música...

Aquí vengo con un post de esos que creo que pueden resultar interesantes y encontrar coincidencias con las ideas de alguno de ustedes que también graban  su música por medios propios y asumen la responsabilidad de los errores y aciertos del resultado de su trabajo.

Componer, producir, grabar, mezclar y masterizar música propia es un reto que muchos de nosotros hemos asumido como el único camino de plasmar nuestro trabajo. Son 5 términos que engloban un montón de cosas y al que incluso podemos agregar la ejecución de instrumentos, cantar y hasta la parte más interesante de este proceso: la producción... ese mágico proceso que representa hacer realidad ese sonido que tenemos en la cabeza para una canción, incluida la formidable oportunidad de encontrar nuevas ideas que cambien radicalmente nuestra visión y terminemos con un resultado sorprendente... para nosotros mismos.


Hoy, el mayor reto de grabación es lograr registrar emociones a través de la ejecución, la mezcla de sonidos y sobre todo la interpretación vocal, "grabar bien" está al alcance de todos y debería dejar de ser un tema recurrente en blogs y canales de youtube dedicados a grabación para elevar la conversación a trucos y sugerencias para lograr que tus grabaciones/canciones suenen emocionantes y que también trasmitan sentimiento y emociones.

El único truco o "tip" que tengo actualmente para compartir en cuanto a poder grabar con emoción es que el ejecutante se sienta cómodo grabando con todo lo que esto implica... desde que el lugar donde se graba sea agradable, perder el miedo a cometer errores, algo que solo da la experiencia, algo que no se puede "acelerar" y que definitivamente requiere tiempo.

No todo es inmediato... estaremos de acuerdo en que esto mantiene el proceso interesante.

Publicar un comentario